Ministerio Catequesis De Adultos

Encargada: Gloria Cecilia Sánchez

Auxiliar: Eduard Gonzalías

MARCO DOCTRINAL

La catequesis debe inspirarse en la manera como Jesús formaba a sus discípulos. Jesús realiza una enseñanza especial con sus discípulos (Mc. 4, 10), les enseña a orar (Lc.11,1), los acompaña, los estimula a imitar sus actitudes (Mt. 11,29) y los envía a evangelizar (Lc. 10,1; Mc. 16,14).

La adhesión de la fe reclama el conocimiento de la fe; la catequesis entonces debe ofrecer una síntesis orgánica y significativa del mensaje cristiano,  que tenga como fuente principal la Sagrada Escritura y la Tradición de la Iglesia.  Además debe ofrecer una capacitación básica para orar y celebrar en la liturgia. La fe se proclama, se celebra, se confiesa y se hace oración; es muy importante la vinculación a Jesucristo a través de la oración y la liturgia.

Los pasos de la catequesis de adultos nos hablan de una gradualidad inspirada en la misma tradición cristiana y en la naturaleza misma de la catequesis que acompaña el proceso de conversión de la persona. La conversión es permanente, no se da de una vez, para siempre y de forma definitiva (Cfr. DGC. 89) dicha gradualidad debe tener en cuenta:

La catequesis Kerigmática: Que permite introducir a la persona a una comunicación personal con el Señor, abre el camino para la fe, la conversión y la misión, está dirigida a quienes ya han recibido el anuncio kerigmático, pero no lo han hecho  suyo.

La catequesis de la iniciación cristiana: Que consiste en la profundización de la fe a través del conocimiento del evangelio y la vivencia del misterio cristiano, para incorporar al catequizando a la vida de la Iglesia, por los sacramentos de la iniciación cristiana y su proyección en la vida;


La catequesis de la reiniciación cristiana: Que tiene como objetivo fundamentar y fortalecer la comunión viva con Cristo y con la iglesia; la fe  y la conversión se dan en el marco de una comunidad y se celebra en la Iglesia particular y universal.

La catequesis permanente: Que proporciona una formación orgánica y sistemática de la fe que dura toda la vida, bajo la inspiración de Cristo; está dirigida a los cristianos que han pasado la etapa de iniciación o de reiniciación.

 OBJETIVO GENERAL

Garantizar la formación catequética de adultos en la parroquia, después de la evangelización fundamental, a través de la catequesis sistemática el contacto con la Palabra de Dios, en el marco de las pequeñas comunidades que se han formado después del retiro de Eucaristía (Koinonía).

OBJETIVOS ESPECÍFICOS

– Formar los catequistas para las pequeñas comunidades.

– Fortalecer el conocimiento del misterio de la  salvación y el crecimiento de la madurez en la fe.

– Facilitar jornadas de capacitación especializadas a quienes forman parte del ministerio de catequesis.

– Elaborar esquemas catequísticos, de acuerdo a las realidades diocesanas o parroquiales.

– Organizar y ofrecer servicios de catequesis a grupos y movimientos existentes en la parroquia.

– Trazar la pedagogía y didáctica apropiadas que lleve a fortalecer la catequesis.

ORGANIZACIÓN:

El ministerio se organizará teniendo en cuenta el siguiente orden práctico:
Párroco.
Consejo de pastoral parroquial.
Cabeza o responsable del ministerio de catequesis de la parroquia.
Jefe de sector.
Contacto del sector (por cada nivel de catequesis) en el ministerio de catequesis de adultos.

PERFIL DEL RESPONSABLE:

– Una persona evangelizada y madura en la fe, de buen testimonio, fiel a la Iglesia.

– Una persona estudiosa y suficientemente formada.

– Que con exclusividad se dedique a este ministerio.

– Que tenga capacidad de trabajar en equipo.

– Con capacidad para comunicar contenidos y con buen manejo de grupo.

– Que sea catequista y hermano de las pequeñas comunidades.

En este proceso adquiere un relieve especial pues se trata de un animador que vivencia y transmite los contenidos de la fe. La Nueva Evangelización exige catequistas bien preparados que conozcan métodos, itinerarios, contenidos y objetivos. Entre los laicos que se hacen evangelizadores están en primera línea los catequistas especializados, testigos ungidos, directos, evangelizadores insustituibles que representan la fuerza de las comunidades cristianas, RMi.73, por lo tanto su servicio debe ser valorado como verdadero ministerio.

En la catequesis la Iglesia entrega el evangelio que se hace mensaje de vida en el pueblo de Dios, por medio de la mente, del corazón, de la Palabra y vida de fe del  catequista. Aunque hay que reconocer que Dios es el primer gran educador de su pueblo (ChL 61), sin embargo en el catequista la iglesia ha depositado la misión de transmitir la fe apostólica.

El catequista en nombre de la Iglesia es solo un mediador entre Dios y los hombres, un servidor de la Palabra; el catequista, por muy capacitado que esté, no proporciona la fe ya que esta es un don gratuito de Dios al que el hombre responde con libertad.

En el campo de la catequesis conviene no perder de vista los tres niveles más conocidos de responsabilidad eclesial: el catequista de base, el nivel de los agentes intermedios y el más alto de los expertos  y responsables superiores. (DGC 29). 

Es un formador de base que procura iniciar a los catequizandos en todos los aspectos de la vida cristiana.
La fuente de su originalidad está en la misión recibida. Tiene una relación pedagógica y fraterna con el catequizando, el catequista es maestro y hermano.

FUNCIONES

  • Facilitar los subsidios de estudio en cada uno de los niveles
  • Proporcionar cursos de capacitación especializada a los catequistas
  • Organizar y ofrecer servicios de catequesis grupos y movimientos existentes en la parroquia
  • Realizar los retiros para la catequesis de adultos.

FORMACION

  • Su formación tendrá que ser en perspectiva Cristocéntrica, Eclesiológica, Neumatológica y Mariana

ESTUDIOS ESPECIALIZADOS

  • ESPAC (Escuela Parroquial de Catequistas)
  • FIC (Formación inicial se catequistas)
  • Escuelas de Teología
  • Estudio del Directorio General para la Catequesis (DGC)
  • Estudio de los documentos del Magisterio
  • Estudio del catecismo de la Iglesia Católica
  • Estudio del Concilio Vaticano II
  • Cursos Bíblicos
  • Cursos de Liturgia: año litúrgico, sacramentos, oración y espiritualidad

Información Gral

 

Párroco:
Héctor de Jesús Holguín López Pbro.

Vicario parroquial:
David Jhoan Viveros Ruiz Pbro.

Diácono Permanente:
Jeremías Paz

Dirección: Carrera 9 N0 3 – 30; 3 – 36
Teléfono: 8292045

Horarios

Despacho parroquial:
martes a viernes
8:00 a.m – 12m  2:00 – 5:00 p.m
sábado: 8:00 a.m – 12m

Eucaristías:
martes a sábado 6:30 p.m
Domingos: 7:00 a.m  10:00 a.m   7:00 p.m
Festivos: 9:00 a.m
1er Viernes de mes: 7:00 a.m

Confesiones: dentro de las celebraciones eucarísticas