EVANGELIO JULIO 26 DE 2020

PRIMERA LECTURA. Del Libro Primero de los Reyes 3, 5.7-12

Una noche, en Gabaón, se apareció en sueños el Señor a Salomón y le dijo: “Pídeme lo que quieras”. Salomón le respondió: “Señor, Dios mío, tú dispusiste que este servidor tuyo sucediera en el trono a mi padre David, a pesar de ser demasiado joven y no tener experiencia. Tú pusiste a tu servidor en medio del pueblo que escogiste, un pueblo tan numeroso que su población no se puede contar ni calcular. Tendrás que dar a tu servidor un corazón sensato, para gobernar a tu pueblo y para discernir entre el bien y el mal. Porque, si no, ¿quién podrá gobernar un pueblo tan grande como este pueblo tuyo?”. Al Señor le agradó la petición que le hizo Salomón y le dijo: “Por haber pedido esto, en vez de pedir larga vida o riqueza o la muerte de tus enemigos; por haber pedido discernimiento para calcular escuchar y decidir, haré lo que me pides: te doy la sabiduría y el discernimiento, como nadie los ha tenido antes de ti ni los tendrá después”.

Palabra de Dios.

– – – – – – – – – – – – – – – –

SALMO RESPONSORIAL. Del salmo 118. R/. ¡Cuánto amo, Señor, tu voluntad!

• El Señor es mi herencia; he resuelto guardar tus palabras. Más estimo yo los preceptos de tu boca que miles de monedas de oro y plata. R/.

• Que tu bondad me consuele, según la promesa hecha a tu siervo; cuando me alcance tu compasión, viviré, y mis delicias serán tu voluntad. R/.

• Yo amo tus mandatos, más que el oro purísimo; por eso aprecio tus decretos y detesto el camino de la mentira. R/.

• Tus preceptos son admirables, por eso los guarda mi alma; la explicación de tus palabras ilumina, da inteligencia a los ignorantes. R/.

– – – – – – – – – – – – – – – –

SEGUNDA LECTURA. De la carta de San Pablo a los Romanos 8, 28-30

Hermanos, sabemos que Dios dispone todas las cosas para el bien de los que lo amamos, es decir de los que Él ha llamado conforme a su designio. Porque Él desde la eternidad pensó en nosotros y nos predestino a reproducir los rasgos de su hijo. Para que Él fuera el primogénito entre muchos hermanos y a los que nos predestinó también nos ha llamado, y a los que nos ha llamado, también nos ha hecho gratos a Él. Y a los que nos ha hecho gratos a Él también nos ha glorificado

Palabra de Dios.

– – – – – – – – – – – – – – – –

Del Evangelio según san Mateo 13, 44-52

“El Reino de los Cielos es semejante a un tesoro escondido en un campo, el hombre que lo descubre, lo vuelve a esconder y de tanta alegría vende todo lo que tiene para comprar ese campo. El Reino de los Cielos es semejante a un comerciante que busca perlas finas, si llega a sus manos una perla de gran valor, vende cuanto tiene y la compra. El Reino de los Cielos es semejante a una red que se echa al mar y recoge peces de toda clase. Cuando esta llena, los pescadores la sacan a la orilla, allí se sientan, escogen los peces buenos y los echan en canastos y tiran los que no se pueden comer. Así pasará al fin del mundo. Vendrá los ángeles y separarán a los malos de los buenos y los arrojarán al horno ardiente donde habrá llanto y desesperación. Pregunto Jesús: ¿Entendieron bien todas estas cosas?”. Ellos les respondieron: “Sí”. Entonces Jesús añadió: “Todo maestros de la Ley que se ha hecho discípulo del Reino de los Cielos se parece a un padre de familia que de sus reservas va sacando cosas nuevas y cosas antiguas”.

Palabra del Señor.

– – – – – – – – – – – – – – – –

PARA MEDITAR: Los evangelios contienen muchas parábolas de Jesús, son un instrumento pedagógico que se sirve de la vida cotidiana para indicar cómo nos hablan de Dios. Las parábolas hacen transparente la realidad, reveladora de la presencia y acción de Dios. La enseñanza en parábolas hace partir a las personas de su experiencia de las cosas comunes de la vida para poder entender el Reino: semilla, sal, luz, oveja, flor, mujer, niños, padre, red, pez, tesoro, perla, etc. Así era como Jesús se hacía entender de la gente.

En Mateo, el discurso parabólico termina con un breve diálogo entre Jesús y quienes lo escuchaban, que sirve de clave de lectura para todas las parábolas. Jesús pregunta: “¿Han entendido todo esto?”. Respuesta de la gente: “¡Sí!”. Y Jesús concluye con una frase muy bella: “Por esto todo escriba convertido en discípulo del Reino de los Cielos es semejante al dueño de la casa que extrae de su arca cosas nuevas y cosas antiguas”. Esta frase final es otra pequeña parábola. “Las cosas nuevas y las cosas antiguas que el dueño de la casa saca de su arca” son las cosas de la vida que Jesús apenas ha propuesto en las parábolas: semillas arrojadas en el campo, el grano de mostaza, la levadura, el tesoro escondido en el campo, el mercader de perlas finas, la red echada en el mar. La experiencia que cada uno tiene de estas cosas es su tesoro. Y en esta experiencia es donde cada uno encuentra el término de comparación para poder entender mejor las cosas del Reino de Dios.

Horarios

Entre semana 7:00 pm.
Domingos 7:00 am; 11:00 am y 7:00 pm.
Confesiones: Entre semana de 6:30 pm a 7:00 pm.
Domingos: media hora antes de cada misa.
Despacho Parroquial: funciona de martes a sábado de 8:30 am a 12:30 pm. /2pm a 5pm.
Consejería: de martes a viernes toda la mañana. En las tardes de 4:00 pm en adelante. 

Información General

Arquidiócesis de Popayán
PARROQUIA NIÑO JESUS DE PRAGA
Santander de Quilichao- Cauca.
Nit.:800166985-4.
Kra 16 #12-35 – B/ Niño Jesus de Praga.
Tel: 8441336-3105466498 / Email: parroquiajesusdepraga@hotmail.com